miércoles, 23 de junio de 2010

COMPADRITA

Sé que soy una flor de mina,
nacida en los viejos arrabales,
me han parido pobre, sin guita,
y de lo crudo, ha lo que te criaste.

Voy como bola sin manija,
porque, “yira al revés mi estrella”,
mauleando tosca me va la vida,
así y todo, me la gano a ella.

Es un lujo la instrucción,
aprendí, “no es pa´ todo la siega”,
no me madruga una canción,
no cualquiera me moja la oreja.

Morocha de buena milonga,
de finos cortes y quebradas,
como una rosa roja es mi boca,
que no se mete en hondonadas.

Porque soy compadrita de guapa,
a mi nadie me trata de mueble,
cuando no, la saco de parda,
con los tantos en la frente.

Dicen las turras del conventillo,
que me quedaré pa´ vestir santos,
no soy mina que pinta rizos,
ni que se cuela con rosarios.

Soy una de esas pebetas,
que se cabrea como una fiera,
y que del cuore se lamenta,
mientras a San Antonio le reza.

Che no te hagas, ya sabes,
frente a vos hay una mina,
bohemia como los arrabales,
y como ninguno, compadrita.












No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada